9/6/14

No siempre el cielo nos resguarda



Contemplación

No siempre el cielo nos resguarda

de una sentencia inapelable.
A veces es él mismo la condena:
mirarlo y no entender,
no aceptar ese oscuro desafío,
no tener fuerzas(no querer tenerlas),
no poder retomar ese sendero
que nos devuelve al punto de partida.
No siempre el cielo es la respuesta,
es en sí mismo una pregunta
que nos devuelve a las raíces…
aunque una parte oculta de nosotros
ha de negarse siempre a regresar.

Marisa Peña




Sitio web: